¿Qué es y para qué sirve el hidroabujardado del hormigón?

El hidroabujardado elimina la capa superior del hormigón dejando un perfil de irregular superficie rugosa formada por el árido grueso. 
Este sistema se utiliza a menudo en la preparación de un recubrimiento de hormigón. Si la superficie ha sido fresada anteriormente, la profundidad mínima de eliminación utilizando hidrodemolición debe ser igual al tamaño del árido grueso para eliminar todo el hormigón micro-fracturado y dañado o el árido partido.

La rugosidad asegura el éxito y la durabilidad de la nueva superficie de hormigón a aplicar, a diferencia de los métodos mecánicos que no pueden crear rugosidad e irregularidad en la superficie. La utilización de fresadoras puede conducir a la fractura del sustrato subyacente, lo que debilita el vínculo entre la base existente y el nuevo hormigón.
Si quieres saber más de todas las aplicaciones que tiene esta técnica puedes encontrarlo en www.hidrodemolicion.es



El equipo de HIDRODEMOLICIÓN

Ampliación de puentes

Con el paso de los años, no es raro encontrarnos con que un determinado puente adolece dos graves deficiencias: por una parte, insuficiente capacidad de la sección transversal del puente para el tráfico y, por otra parte, una afectada durabilidad del hormigón de la estructura.
Con el propósito de mejorar el tránsito o proporcionar un paso seguro y cómodo a los peatones, se realiza un estudio preliminar elaborando el diagnóstico de la situación actual del puente para identificar los problemas existentes y formular alternativas para su solución, realizando este diagnóstico mediante inspecciones visuales y ensayos no destructivos (con esclerómetro previamente calibrado).

Al mismo tiempo, es necesario realizar una evaluación urbana para estableces aspectos característicos de la zona urbana donde se encuentre el puente a estudiar, así como aspectos socioeconómicos, factores geográficos y su condición actual, identificando de esta manera los problemas ambientales que presenta el determinado puente.
Por regla general se opta por duplicar la sección de las estructuras existentes en lugar de construir otras nuevas por la declaración de impacto ambiental, es por ello que es necesario llevar a cabo un diagnóstico completo del mismo.

Una vez realizado este estudio, existen 3 alternativas:
            -   Alternativa Cero: No hacer nada
            -   Alternativa Uno: Ampliar el puente existente
            -   Alternativa Dos: Reconstrucción y Ampliación del puente

Evidentemente, eligiendo la alternativa dos permite resolver todos los problemas de tipo arquitectónico, paisajístico, socio-económico y funcional que se generan en el puente, pero para acometer dicha ampliación hay que realizar análisis exhaustivos de la durabilidad y la capacidad resistente del puente, así como el estado de conservación de todos los elementos de la estructura.
A la hora de afrontar una rehabilitación ha de tenerse en cuenta un factor de vital importancia, bien conocido por los ingenieros y especialistas en estructuras: es imprescindible obtener un elevado grado de cohesión entre el hormigón nuevo y el antiguo para que la reparación sea duradera.

Uno de los mayores inconvenientes de las estructuras de hormigón frente a las estructuras metálicas es la relativa dificultad que entraña la realización de ampliaciones. En el caso de las estructuras metálicas la soldadura permite simplificar mucho estas actuaciones, mientras que en las estructuras de hormigón hay que disponer anclajes o, en la mayoría de las ocasiones, proceder a demoler una zona para poder efectuar la transición entre la estructura existente y la nueva estructura.

Este último caso es el más habitual en ampliaciones de tableros de puentes, donde la diferencia de resultados y de trabajo entre una demolición tradicional de destroza y una hidrodemolición son evidentes.
Demolición tradicional a destroza
Hidrodemolición

El primer paso que habría que realizar sería la recuperación de las armaduras que nos van a servir de solape con la nueva estructura a realizar, ya que el agua a presión deja limpia la armadura para conectar la expansión. Es por ello tan importante este paso, evitando usar, por este motivo, los métodos tradicionales que dejan la armadura retorcida e incluso rota.
En actuaciones en tableros, se puede trabajar con tráfico a mismo nivel siendo suficiente la separación que proporciona una barrera provista de una malla de 2 metros de altura. El tráfico inferior debe, sin embargo, impedirse si no se adoptan las medidas de protección necesarias para controlar la salida del chorro cuando éste atraviese el tablero. En ocasiones, es el gálibo el que limita la disposición de estas barreras.
El proceso de hidrodemolición es una ventajosa alternativa ya que no es necesaria la realización de cortes de hormigón previos, ni la posterior instalación de anclajes químicos.
¿Qué conseguimos con la hidrodemolición? Reparaciones eficaces y de alta calidad, más duraderas, en menor tiempo y con un importante ahorro económico a largo plazo.
Si quieres saber más de todas las aplicaciones que tiene esta técnica puedes encontrarlo en www.hidrodemolicion.es



El equipo de HIDRODEMOLICIÓN

Report 6: Recrecido de un muro en el depósito digestor de una planta de Tratamiento de R.S.U. (Barcelona)

En las actuaciones de rehabilitación estructural de los edificios conviene especificar claramente el objetivo técnico que se pretende conseguir con la intervención propuesta. Se pueden distinguir los tres planteamientos siguientes:


     1. La recuperación de la capacidad portante inicial del elemento a rehabilitar.

     2. El aumento de la capacidad portante del elemento sobre el que se interviene, equivalente a lo que habitualmente se interpreta como el refuerzo del elemento dañado.
     3. La sustitución funcional del elemento por un nuevo elemento que asume en su totalidad la capacidad portante requerida, sin que ello signifique necesariamente la extracción del elemento a rehabilitar.

Evidentemente, la elección entre estos tres planteamientos depende de las exigencias mecánicas requeridas y de la capacidad del elemento objeto de la intervención para alcanzarlas.

En este caso que tratamos, lo que se requirió fue el aumento de la capacidad portante del elemento, en la que la unión con el nuevo muro era imprescindible. El esfuerzo a rasante que se consigue con el uso de la hidrodemolición es muy superior a lo que se indica en la norma, como podréis ver a continuación, gracias a la restauración de su monolitismo.
Si quieres saber más de todas las aplicaciones que tiene esta técnica puedes encontrarlo en www.hidrodemolicion.es



El equipo de HIDRODEMOLICIÓN

Los efectos de las técnicas de impactos mecánicos

Los métodos mecánicos, tales como pistoletes, martillos hidráulicos, martillos neumáticos y fresadoras, rompen el hormigón al impactar contra la superficie. Estos procedimientos aplastan la superficie, fracturan y dividen el árido grueso, creando micro-fracturas en la estructura. La ventaja de los martillos es, aparentemente, el bajo coste que supone el proceso, pero en realidad estas reparaciones aumentan exponencialmente los daños a la estructura y los riesgos de que se colapse. Como resultado, la capacidad del soporte fracturado para proporcionar una unión duradera con el material de reparación se ve comprometida, lo que requiere un segundo paso de preparación de la superficie para eliminar la región dañada.
Por otra parte, los métodos de impacto pueden dañar la armadura, dejándolas retorcidas, y elementos metálicos embebidos tales como conductos, postes y conectores, etc. Además transmiten vibraciones a través de la armadura, lo que pueden causar más fisuración, deslaminación del soporte, y la pérdida de unión entre la armadura y el hormigón existente.

Otro método de reparación muy habitual es el uso de fresadoras y escarificadoras. Aunque en algunos casos estas máquinas son muy adecuadas (sobre todo cuando se trata de retirar una capa fina de hormigón) hay muchas situaciones en las que su uso no es posible, por ejemplo cuando hay que dejar la armadura vista o retirar hormigón que está detrás de la armadura. En estos casos, las fresadoras pueden romper el soporte y lo que es más grave, arrancar la armadura, lo que obliga a un nuevo refuerzo del tablero.

Si quieres saber más de todas las aplicaciones que tiene esta técnica puedes encontrarlo en www.hidrodemolicion.es



El equipo de HIDRODEMOLICIÓN